Beneficios del kefir o búlgaros

Comúnmente pronunciado como “keh – feer” es conocida con diferentes nombres en distintos lugares: “balsamos de Gallad”, “la gran bebida del profeta”, “el snow lotus”, “yogur planta”, “abejas de california”, “seta tibetana”, si aún no sabes exactamente que es el kifer, este es un producto lácteo fermentado, con similitud al yogur, lleno de bacterias (realmente buenas), abundantes en enzimas, que son también llamados probioticos.

beneficios del kefir

Los probióticos son: bacterias vivas o microorganismos, que no solo por llevar el nombre de bacterias significa que lleguen a ser perjudiciales, en vez de esto nos producen grandes beneficios a nuestra salud. Se ha hecho un estudio para constatar los beneficios del kéfir, y se llevaron la gran sorpresa de no poder encontrar bacterias perjudiciales para el cuerpo humano, añadieron microorganismos perjudiciales encargados de distintas enfermedades, pero estos no pudieron durar mucho tiempo, ya que los probióticos se encargaron de eliminarlos por completo. Los organismos patógenos no son bienvenidos en lugares cercanos al kéfir.

Kefir propiedades y beneficios

El kéfir está repleto de buenos microorganismos, vitaminas, micro y macronutrientes, proteínas, vitamina k, ácido fólico, potasio, fosforo, magnesio, entre otros. Este fue descubierto hace cientos de décadas, por los pastores de algunas montañas de Europa, cuando llevaban por mucho tiempo la leche de cabra en sus bolsas de cuero, esto provocó el acto de la fermentación. Estos desconocían este fenómeno, pero aun así lo consumían, empezaron a notar mejoras con distintas enfermedades, se notaban más sanos, fuertes y se comenta que vivían por más tiempo.

Uno de los principales beneficios que los médicos rusos le han atribuido a este es la curación de enfermedades intestinales, diarrea, intestino irritable, estreñimiento, también han mencionado que es excelente para curar la tuberculosis, la cual si no se trata apropiadamente puede llegar a causar la muerte.

Se pensaba que no se le podía atribuir más beneficios, pero pronto otras investigaciones dieron a demostrar que existen muchos más. Sirve para tratar alergias, trastornos intestinaes, cáncer, enfermedades respiratorias, aterosclerosis y más. No es de extrañarse que se haya convertido en una famosa bebida saludable en Rusia, específicamente en Causasus, algunas parte de Europa occidental y Asia.

El kéfir vs Yogurt

El kéfir y el yogur son muy semejantes y hasta confundidos, existe cierta diferencia entre ellos. No se niega que tanto el yogur como el kéfir sean productos lácteos con microorganismos a montones. Se menciona que el yogur tiene solamente 2 tipos de bacterias, mientras que el kéfir contiene más, tales como: Leuconostoc, Lactobacillus, Acetobacter, Streptococcus y Pseudomonas.

Tanto el kéfir como el yogur pueden ser utilizados para producir queso. Aunque no se puede negar que el espesor también es distinto. Ambos pueden tener usos similares, ya que son utilizados en muchas recetas de cocina, distintos aderezos para ensaladas, algunos aperitivos, varios postres y salsas.

Principales Beneficios del kéfir

Los beneficios del kéfir son innegables, y ya se han mencionado algunos anteriormente, estos preventivos y curativos, las personas que han pensado que todo lo que lleva el nombre de bacteria es asqueroso, pues en realidad hay bacterias que no paran de darnos beneficios a nuestra salud. Las personas que tienen intestinos sensibles no son muy recomendable que lo consuman, de ahí todo el mundo es bienvenido a tomarlo.

Cada 175 gramos de kéfir pueden proporcionar aproximadamente el veinte por ciento de la cantidad diaria de calcio, importante para un óptimo mantenimiento de dientes y huesos sano. Con 100 calorías y 10,5 gramos de proteínas y sin demasiada grasa se hace una opción perfecta para los que están decididos a perder peso.

El kéfir se conoce por defender al sistema inmunológico, protegiendo de distintas enfermedades, mejorando el sistema inmunológico, regular los niveles de colesterol y azúcar, fortalecer los riñones,  retrasar el envejecimiento y más.

Trastornos respiratorios: tuberculosis, bronquitis aguda.

Enfermedades respiratorias: bronquitis aguda, tuberculosis.

Trastornos gastrointestinales: reflujo, úlcera, gastritis, estreñimiento, hepatitis, diarrea, intestino irritable, cancel de colon.

Trastornos genitourinarios: el cáncer de próstata, infecciones en el tracto urinario.

Trastornos dermatológicos: alergias, psoriasis, eczema, acné.

A todo esto cualquier persona podría pensar que el kéfir hasta podría ser milagroso, nada podría estar más lejos de la verdad, las personas que son frecuentes consumidores lo mencionan pero eso no significa que podría tener el mismo efecto en el 100% de las personas. Si no te sientes seguro que puedes tomarlo entonces no te olvides de consultar con tu médico.

Leave a Reply