Saltar al contenido

Usos del permanganato de potasio

Para que Sirve el Permanganato de Potasio
Usos del permanganato de potasio
4 (80%) 3 votes

Se conoce como permanganato de potasio, permanganato potásico, cristales de Condy y minerales chamaleon a un compuesto químico formado por iones de potasio y permanganato. Es un agente oxidante con un color violeta intenso con numerosos usos. Es por excelencia la sustancia que debemos mantener siempre en nuestro bolso o morral de supervivencia, sobre todo si planeas acudir de acampada o de paseo por la naturaleza debido a sus usos variados en todas aquellas actividades necesarias para la vida como purificación del agua.

Para que Sirve el Permanganato de Potasio

¿Qué es el permanganato de potasio?

Es una sustancia química que proviene de la unión de un ion de potasio (K+) y el permanganato (MnO4−) dando lugar al KMnO4. Puede presentarse como una solución de color morado o una serie de cristales de color morado oscuro.

¿Para qué sirve?

Se utiliza en las reacciones químicas de laboratorios e industrias. Tiene propiedades desinfectantes y desodorantes, por esta razón tiene múltiples usos.

Sirve también para el tratamiento de enfermedades parasitarias en los peces y para el tratamiento de afecciones de la piel como dermatosis y hongos.

Se puede administrar para tratar intoxicaciones con venenos oxidables como el fósforo o mordeduras de serpientes.

Se utiliza en el tratamiento del agua potable. En África lo emplean para remojar vegetales con el fin de neutralizar las bacterias presentes.

Sirve también como reactivo en la síntesis de compuestos químicos sobre todo para convertir alquenos en dioles y en condiciones drásticas bajo ruptura del enlace de carbono-carbono para formar ácidos.

Para la química analítica se emplea en conjunto con una solución acuosa estandarisada como titulante oxidante en titulaciones redox.

Según la historia se empleaba en los polvos que actuaban como flash en la fotografía.

También te puede interesar:  ¿Qué enfermedades cura el aloe vera?

Se empleaba también como camuflaje de los caballos blancos durante la Segunda Guerra mundial.

Usos del permanganato

Entre sus usos se tienen sus aplicaciones para los oficios de supervivencia.

Purificación del agua

Para purificar el agua su uso es sencillo. Si se notan sedimentos o impuresas en el agua debes tratar de tamizarla. Por litro de agua debe agregar de 3 a 4 cristales de permanganato de potasio. Debe agitar durante unos segundos y luego debes dejarla reposar durante 2 horas. EL agua debe quedar de un color rosa claro.

Para aniquilar los organismos del agua se necesitan:

  • Las bacterias: Un mínimo de 2,5 mg por litro de agua.
  • Los virus: Un mínimo de 50 mg (cerca de los niveles de peligro de envenenamiento) por litro.

Esta sustancia puede ser tóxica en altas concentraciones. El ejemplo de concentración toxica más baja fue de 100 mg por Kg de peso corporal.

Limpiar heridas

Se emplea para tratar ampollas y heridas como úlceras y abscesos. Su acción astringente seca ampollas, preparándolas para un futuro tratamiento.

También cuenta con propiedades antimicrobianas matan bacterias, hongos y virus por lo que disminuye el potencial de infecciones en heridas.

Se emplea como antiséptico diluido en el agua. Esta solución es una cura muy eficaz para el pie de atleta y mal olor. Se deben agregar algunos cristales al agua hasta que esta tome un color purpura. Se debe agitar y aplicar sobre la herida para limpiarla o sobre los hongos para eliminarlos.

Se debe almacenar en una botella plástica con un tapón recubierto de teflón aunque las botellas plásticas y tapones comunes también son adecuados.

Preservación de frutas

El permanganato absorbe el etileno, extendiendo el tiempo de almacenamiento de plátanos y otras frutas incluso a elevadas temperaturas. Al eliminar el etileno por oxidación, el permanganato de potasio retrasa la maduración de esta fruta incrementando la vida útil hasta por 4 semanas sin necesidad de refrigeración.

También te puede interesar:  Propiedades de la pingüica como planta medicinal

Prender fuego

Se debe proceder con cautela. El permanganato puede encender si se mezcla con diferentes compuestos. La glicerina es el compuesto más común pero, también puede reaccionar con el anticongelante, también puede generar una reacción muy violenta por lo que debe dejarse para situaciones de emergencia.

Cualquiera de las dos reacciones puede tardar unos segundos para iniciar, por lo que debes alejarte unos pasos hasta que el fuego inicie.

Para producir un fuego debes reunir la yesca o material inflamable necesario junto a algunos trozos de madera para mantener el fuego encendido. Se debe añadir a la yesca y a la madera en la parte superior una cucharada de permanganato y luego la misma cantidad de glicerina o anticongelante, luego se debe dar un paso atrás y esperar la reacción.

En la medicina

Al ser una sustancia muy reactiva puede actuar como indicador rápido de la presencia de E. coli, poliovirus y magnesio. El cultivo de la bacteria de E. coli requiere 24 a 48 horas, pero, la reacción inmediata con el permanganato permite al médico el diagnosticar y tratar una infección en menos de una hora.

También suele usarse para reducir la sangre, restos de tejidos y orina en las muestras de ADN y cromosomas.

Peligros del uso de permanganato

El permanganato de potasio es un oxidante muy poderoso que puede generar reacciones exotérmicas muy potentes si se mezcla con glicerina y otras sustancias solidas o liquidas.

Sus soluciones acuosas son menos peligrosas, especialmente al encontrarse diluidas.

Si se mezcla el permanganato sólido con ácido sulfúrico concentrado puede provocar una explosión. Y si llega a mezclarse con ácido clorhídrico concentrado puede generar el extremadamente peligroso gas cloro.

Se debe de almacenar en un contenedor seguro que no sea reactivo.

Si la solución tiene una concentración muy elevada puede provocar quemaduras cáusticas.